La válvula de descarga, ¿qué tener en cuenta?

valvula-de-descarrega

La válvula de descarga del coche permite la liberación de la presión del sistema de admisión del motor. De esta manera se consigue aliviar la presión que existe entre el turbo y los conductos de admisión. Es un elemento de seguridad del vehículo, por lo que es muy importante que se mantenga en buen estado para garantizar su correcto funcionamiento.

Este elemento se encarga de evitar averías en el tubo o los componentes del motor que puedan causarse por sobrepresión en el sistema. Además, también da estabilidad al funcionamiento general del motor.

Si la válvula de descarga no actuase, se dañarían las aspas giratorias del turbo por el estrés, se atascaría y caería la presión de sobrealimentación. Así, el vehículo perdería impulso.

Tipos de válvulas de descarga

En función del modo de apertura, podemos distinguir dos variantes de válvulas de descarga:

  • La válvula de descarga de empuje. En estas, la apertura se acciona mediante un muelle, que aprieta el pistón de la válvula y la mantiene cerrada. Cuando la presión vence a la fuerza del muelle, se abre la válvula y sale el aire comprimido.
  • La válvula de descarga de tiraje. En este otro tipo, la apertura se acciona por medio de una membrana. Estas válvulas no requieren de regulación y es un modelo más sofisticado que el tipo de empuje.
  • Es fundamental que para que no se produzcan averías en la válvula de descarga se sigan las prescripciones de mantenimiento recomendadas por el fabricante del vehículo. Sin embargo, son situaciones poco comunes.

    El conductor debe prestar atención a los cambios que se produzcan en el vehículo y acuda a su taller de confianza cuanto antes.

    Para solicitarnos más información acerca de la válvula de descarga o cualquier otro de los servicios que ofrecemos, póngase en contacto con nosotros.

    qualityWPLa válvula de descarga, ¿qué tener en cuenta?